Posts Tagged ‘cobertura del seguro agropecuario’

5 cosas que quizá no sabías que cubre el seguro agrícola

¿Sabes qué es el seguro agrícola? ¿Conoces qué puede cubrir o solo tienes una vaga idea? Aquí te presentamos 5 cosas que quizá no sabías que cubre el seguro agrícola.

¿A quién puede proteger?

La actividad productiva agrícola está expuesta a muchos más riesgos naturales y biológicos que cualquier otra actividad productiva en México, debido en gran medida a la ubicación geográfica.

Es por eso que se hace indispensable el seguro agrícola –también conocido como seguro agropecuario– para que los riesgos no se conviertan en pérdidas para los agricultores.

El seguro agrícola/agropecuario es un mecanismo de protección financiera ante la incertidumbre y el riesgo que presentan los agricultores en el resultado de sus operaciones de producción.

En pocas palabras, si eres agricultor y algún riesgo contemplado en la cobertura de la póliza ocurre, el seguro te apoya con la pérdida o el daño.

Pero hay coberturas que se vuelven muy específicas y hasta muy particulares en los riesgos y daños que cubren. Aquí te presentamos 5 coberturas peculiares que puedes encontrar en los seguros mexicanos de las cuales podrías beneficiarte como agricultor.


Quizá te interese leer:


  1. Ganado

Así es, como lo lees. De hecho, por eso hacíamos la precisión de que ocasionalmente a este seguro se le conoce como seguro agropecuario, porque puede cubrir tanto la explotación agrícola como ganadera.

En México puedes encontrar seguros mixtos o combinados con coberturas propias de un seguro cosecha y de un seguro ganadero y acuícola, protegiendo no solo ante el riesgo de menor producción de cabezas, también incluso cubren los gastos derivados de la recolección y destrucción de cadáveres de animales.

  1. Diversas causas de muerte

Siguiendo con el tema de la protección de tu producción de ganado, los seguros agropecuarios pueden cubrir diversas causas de muerte. Desde accidentes, muerte por atropellamiento y percances viales, hasta enfermedad e incluso muerte repentina durante el periodo de adaptación a su nuevo lugar de reubicación.

  1. Falta de piso

A veces se vuelve imposible cosechar por falta de un piso adecuado. El seguro cubre inconsistencias en el piso que provocan diversos daños en el producto que hacen imposible que sea recolectado para su venta. A esto se le llama “falta de piso”, es decir, una ausencia de las condiciones idóneas en el suelo que hacen posible la maduración correcta del producto agrícola.

A menudo las inconsistencias del suelo ocurren por situaciones climáticas ajenas al sembrador, por lo que el seguro se encarga de pagar por la pérdida.

  1. Condiciones extremas

Cuando pensamos en el peor enemigo de los cultivos, la mayoría pensamos en las sequías extremas producidas por el calor excesivo. Un seguro puede cubrir ese daño y más.

Otro de los grandes enemigos de los cultivos es el exceso de humedad. Y es tan terrible como la sequía: provoca desprendimiento del producto, maduración prematura, pudrición, manchas.

Pero ahí no acaba el tema. Dependiendo de la cobertura que contrates, un seguro puede incluso protegerte ante condiciones climáticas extremas como bajas temperaturas, lluvias, nieve, erupción volcánica o terremoto.

  1. Choque de autos o aviones

Junto con las explosiones, el impacto de vehículos y aeronaves que dañe tu cultivo es uno de los riesgos que nos pareció más increíbles de encontrar. ¿Pero sabes por qué lo cubren algunos seguros en México? Porque sí pasa.

Por cierto, esta cobertura puede incluir el pago de los daños causados durante labores de rescate.

 

Los seguros piensan en todos los riesgos, ¿no crees? Si tu negocio es la producción agrícola o agropecuaria, debes saber que cuentas con un respaldo ante la incertidumbre. Acércate a un agente de seguros para preguntarle qué coberturas puede ofrecerte y elijas el seguro agrícola que más te conviene: https://sitio.amis.com.mx/directorio/

 

Mujer agricultora protegiendo su cultivo con un seguro agropecuario